hemeroteca 
  textos críticos

Buscar  
 

 
Jorge Rigol: arte para contar historias
Toni Piñera
 
A principios de 1991 dejaba de existir el artista de quien Juan Marinello expresara “comunicó desde sus primeros momentos su sobria juventud con exaltada madurez”

(...)

Además de un consagrado artista, Rigol fue quizás, sin proponérselo conscientemente, un activo sicólogo y etnólogo, un cronista de su época. Influenciado por los virajes estéticos que propone la vanguardia cubana, los asimila asumiendo dentro de estos un estudio sobre la nacionalidad. Es el período en que los intelectuales cubanos analizan el entorno socio-político de la época haciendo énfasis en los problemas sociales, raciales y culturales y develando los diferentes entramados que conforman nuestra sociedad y por ende, nuestra cultura.

(...)

En la década de los 30, al cerrar la Universidad de La Habana, donde cursaba estudios de Filosofía y Letras, viajó a México atraído por el muralismo y con la idea de dedicarse a la pintura. Pero allí cambiarían sus planes, pues se unió al Taller de Gráfica Popular. Ello marcaría su carrera. En los 8 años que permaneciera en la nación azteca creó gran parte de su obra gráfica.

(...)

Un capítulo importante de la vasta creatividad plástica de Jorge Rigol lo constituyó la ilustración. Desde que en el año 1945 regresara a Cuba laboró en ese sentido. Más de 40 libros llevan sus huellas: Tobías y San Abul de Montecallado, de Félix Pita Rodríguez. Los Valedontes, de Alcides Iznaga; Taita, diga usted cómo, de Onelio Jorge Cardoso. Mi casa en la tierra, de Loló de la Torriente... Publicaciones como Carteles, Bohemia y Mensuario llevan marcas pictóricas del creador. Aporte cimero a las artes plásticas cubanas fue su obra Apuntes sobre la pintura y el grabado en Cuba, aparecida en 1983. Libro que recoge de manera sintética la historia de la Academia de San Alejandro, sus principales gestores y sus máximos representantes. En ella, el artista más que marcar tendencias y escuelas, señala pasajes oscuros, problemas por investigar y méritos por reconocer. Allí divisó un fascinante panorama de nuestras artes plásticas desde los orígenes hasta 1927.

(...)

Toni Piñera y Griselle Morales
Marzo, 2008