ARTISTAS   
  Juan Emilio Hernández Giro

   
 Ver obras
 
 
 
   
 
Juan Emilio Hernández Giro (Santiago de Cuba, 1882- La Habana, 1953)

Desde los trece años manifestó su afición al arte, siendo sus primeros maestros su padre Rodolfo Hernández Soleliac y el francés Luis Oscar Marisy. Continúa sus estudios en Port-Au-Prince, Haití, donde su familia se refugia en 1897 durante la Guerra de Independencia. Ingresa en 1898 en la Academia Nacional de Pintura de Haití, donde estudia con Archibald Lochard y regresa a Cuba en 1901, pintando su primer gran obra histórica “El desembarco de Martí y Máximo Gómez”.

Estudia en la recién creada Academia Municipal de Bellas Artes que crea en su ciudad natal Don Emilio Bacardí y Moreau, estudiando con los pintores Félix y José Joaquín Tejada. Pensionado por el Ayuntamiento de Santiago de Cuba, parte a España, Barcelona, en 1904, para perfeccionar estudios y permanece en Europa un total de 17 años. Trabajó en Barcelona en el taller del maestro Ricardo Martí y en París en la Academia Colarossi, siendo además su maestro Ernest Martens.

A su regreso a Cuba se instala en La Habana, siendo nombrado en 1925 Jefe del Negociado de Bellas Artes, Bibliotecas y Archivos de la Secretaría de Educación. Desde ese cargo gestionó mejoras materiales y reorganización de la enseñanza en la Academia de San Alejandro, redactando también un nuevo Reglamento para dicho centro, cuya dirección ocupó en 1926. En 1927 fue nombrado Director de Bellas Artes de la Secretaría de Instrucción Pública, organizando la concurrencia de los artistas cubanos a las exposiciones de Filadelfia, de Baltimore y a la Exposición de Sevilla de 1929.

Participó en numerosas exposiciones personales y colectivas: en 1910, 1911 y 1912 en los Salones de Independientes en París. En 1912 en la Galería Henri Manuel de París. En 1916 y 1917 en la Exposición de los Aliados. En 1919 en la Galería Piguet. En 1920, 1922, 1923 y 1924 en el Salón de Independientes. En 1921 en la Galería La Boëtie y en el Salón de Versalles, París. En 1924 en los Salones de la Legación de Cuba en París. En 1925 en el Diario de la Marina, La Habana. En los Salones del Círculo de Bellas Artes de 1924 y 1925, La Habana. Exposición Iberoamericana de Sevilla, en 1929. En numerosas exposiciones de la Asociación de Pintores y Escultores de la Habana.

Su labor cultural comprendió conferencias, artículos y libros sobre arte. Practicó casi todas las técnicas de las artes plásticas, y recibió innumerables lauros artísticos y culturales. Sus obras más conocida son los cuadros sobre nuestras guerras de independencia y la historia de Cuba.

(Datos tomados del Diccionario de Artistas Plásticos de Cuba (inédito), de Antonio Rodríguez Morey)